La nueva relación bilateral comercial recién se está poniendo a prueba en medio de las crecientes restricciones impuestas por la pandemia de coronavirus.

La nueva relacin bilateral comercial recin se est poniendo a prueba en medio de las crecientes restricciones impuestas por la pandemia de coronavirus.

Diez días después del inicio del acuerdo comercial posBrexit entre Reino Unido y la Unión Europea (UE) no se ven las tan temidas colas de camiones en las fronteras, pero las empresas y los conductores denunciaron en las últimas horas que el nuevo sistema es confuso, genera detenciones de horas y hasta el pago de aranceles que no deberían implementarse.

“Es un lío terrible” denunció David Zaccheo, el encargado de las operaciones de Alcaline UK Ltd, una empresa que controla 145 camiones que comercian bienes entre Reino Unidos y la UE. “¿Qué va a pasar la semana que viene? Ahora ni siquiera estamos con tanto trabajo”, agregó, citado por la cadena de noticias Bloomberg.

Zaccheo contó que uno de sus camiones quedó varado casi un día en Italia por la falta un documento nuevo que requiere el nuevo acuerdo.

Uno de los principales problemas radica en las empresas británicas que exportan a la UE productos fabricados en el extranjero. El nuevo acuerdo incluye una disposición especial llamada “norma de origen”, cuyo impacto aún es difícil de evaluar pero que ya se está convirtiendo en un rompecabezas.

Según esta norma, un bien está sometido a un arancel si ha llegado desde el extranjero a territorio británico y desde allí se envía a la UE, lo que complica a las importadoras británicas, informó la agencia de noticias AFP.

“A las empresas las ha sorprendido por completo y se arriesgan a perder competitividad”, explicó Michelle Dale del gabinete británico de expertos contables la empresa UHY Hacker Young.

El tratado de libre comercio negociado entre Londres y Bruselas prevé la ausencia de aranceles para los productos fabricados al menos en un 50% en el Reino Unido, lo que representa la mayor parte del comercio.

Ante las dudas que genera esta norma y la posibilidad de tener que pagar un arancel, muchas empresas han decidido acumular stock o retrasar sus envíos, lo que según Bloomberg, podría explicar la relativa tranquilidad de las fronteras terrestres entre Reino Unido y la UE, donde los más escépticos habían pronosticado largas filas de camiones parados.

“El verdadero desafío y la posibilidad de una disrupción significativa empieza la semana que viene. El cumplimiento total de las nuevas reglas es vital para evitarla”, anunció el ministro británico que negoció el acuerdo y antes el Brexit, Michael Gove.

Tras un año de duras y tensas negociaciones, el Reino Unido y la UE alcanzaron un acuerdo para definir su relación comercial tras el divorcio alcanzado con el Brexit un año antes.

La nueva relación bilateral comercial recién se está poniendo a prueba ahora, en medio de las crecientes restricciones impuestas por los países de la región por la pandemia de coronavirus.

Fuente: https://www.telam.com.ar/notas/202101/541135-acuerdo-ue-reino-unido-camiones-confusion.html