Mar del Plata: el operativo de mayor envergadura tuvo lugar en el parque ubicado en Daprotis y la Costa, donde fueron retirados más de 600 participantes.

Mar del Plata: el operativo de mayor envergadura tuvo lugar en el parque ubicado en Daprotis y la Costa, donde fueron retirados ms de 600 participantes.

Distintos operativos de prevención y control lograron desactivar la realización de fiestas clandestinas para celebrar la llegada del Año Nuevo en domicilios particulares y espacios públicos de La Plata, Mar del Plata y Santa Fe.

En todos los casos había más personas de las permitidas por los protocolos para frenar los contagios de coronavirus.

La Plata

Unas 28 juntadas y fiestas clandestinas en viviendas particulares y espacio público de distintos puntos del partido fueron desarticuladas esta madrugada por no contar con habilitación y en 13 de ellas hubo resistencia de los asistentes a ser desalojados, informaron fuentes oficiales.

Los operativos realizados el marco de operativos de prevención y control por la pandemia de cooronavirus fueron realizados por el municipio de La Plata junto a la Policía de la provincia de Buenos Aires y agentes federales.

Las tareas fueron dispuestas por la Secretaría de Convivencia y Control Ciudadano, junto a los agentes de la Secretaría de Seguridad, la Guardia Urbana, personal de la Policía de la Provincia y la Policía Federal.

El informe destaca que en total, se recibieron 51 denuncias de fiestas a través del 147 de Atención al Vecino, de las cuales 15 eventos se desarticularon ante la intervención de los agentes.

Se recibieron 51 denuncias de fiestas a través del 147 de Atención al Vecino, de las cuales 15 eventos se desarticularon. Foto Archivo.

Se recibieron 51 denuncias de fiestas a travs del 147 de Atencin al Vecino, de las cuales 15 eventos se desarticularon. Foto Archivo.

Pero en 13 de ellas los asistentes debieron ser desalojadas en forma conjunta con la Policía bonaerense y fuerzas federales, ante la resistencia de los presentes, mientras que 23 llamados no se logró verificar la existencia de ruidos molestos o fiestas.

Los puntos más convocantes fueron casa quintas, viviendas particulares y juntadas en la vía pública.

En este sentido se detectaron juntadas en calle 19 y 503; 52 y 31; 27 y 511; 19 y 63; Arana y 18 bis; 3 y 83 y en 25 y 58 donde se desarticularon eventos con presencia de jóvenes que no respetaban las medidas de prevención dispuestas frente al coronavirus.

“A través de los operativos logramos desarticular estos encuentros multitudinarios, los cuales no sólo están prohibidos por realizarse en lugares que no cuentan con la correspondiente habilitación municipal, sino que tampoco se cumplen las medidas sanitarias previstas para evitar situaciones de contagio del virus”, explicó la Secretaria de Control Ciudadano, Virginia Pérez Cattaneo.

“Tenemos previsto aplicar las máximas sanciones a los organizadores de estas juntadas y fiestas clandestinas, por poner en riesgo la vida de los vecinos de la ciudad”

Virginia Pérez Cattaneo

Según informaron fuentes de la Comuna, los agentes trabajaron con retenes preventivos en inmediaciones de parques y plazas públicas, donde los jóvenes vienen llevando adelante “juntadas sin respetar las medidas de distanciamiento social dispuestas”.

Dentro de los puntos donde se logró evitar el desarrollo de juntadas masivas en el espacio público se encuentran Plaza Moreno, Parque Castelli, Plaza Belgrano y Plaza Güemes.

También se verificó el cumplimiento de las medidas para bares, con el control de aforo y el horario de cierre establecido para las 3.30 como límite máximo.

Las multas para quienes organicen fiestas clandestinas podrán alcanzar hasta los 2 millones de pesos, de acuerdo al artículo 104 del Código Contravencional.

En tanto, la sanción para las juntadas masivas equivalen al pago de hasta 1 millón de pesos y recaerán no sólo en quienes organicen el encuentro, sino también en los propietarios del inmueble en el que se desarrolle.

Mar del Plata

Unas 20 fiestas clandestinas fueron desarticuladas en la ciudad, en las que participaban más de 1.300 personas que se reunieron para celebrar el Año Nuevo, informó el municipio de General Pueyrredón.

Además, como parte de los operativos fueron secuestrados 12 autos y 3 motos en controles de alcoholemia y se detectaron más de dos toneladas de pirotecnia clandestina.

En esta misma ciudad “se recibieron más de 70 denuncias” de las cuales “20 fueron sobre eventos ilegales” y en algunos casos “se tuvo que pedir la intervención de la policía por la cantidad de asistentes”, detalló la comuna.

El operativo de mayor envergadura tuvo lugar en el parque ubicado en Daprotis y la Costa, donde fueron retirados más de 600 participantes.

Otro tuvo lugar en la calle Libres del Sud al 1100, en donde 300 menores de edad participaban de una reunión..

También se desarticularon reuniones en la calle Lijo López al 7800 (70 personas), Alvear al 3800 (60), Estrada y Pirán (140), Chubut al 2600 (50), Kraguievich al 5800 (65) y Derqui 651 (45), entre otras.

Además, personal de Inspección General municipal, trabajó en el control de consumo de alcohol en vía pública en el acceso a Playa Grande donde “se estableció un puesto en la entrada principal impidiendo el ingreso de bebidas alcohólicas a la playa”.

Se secuestraron también unos 3.300 kilos de artículos de pirotecnia clandestinos, lo que según las autoridades comunales, es un récord desde que salió la ordenanza de prohibición en el año 2019.

Otras dos toneladas detectadas fueron “inmovilizadas en el lugar hasta que intervenga la Justicia”.

“El operativo controló además todo el perímetro de las avenidas Jara, Colón, Luro y Libertad, verificando que los comercios no estén realizando venta ni exhibición de artículos pirotécnicos” indicaron las fuentes.

Mar del Plata: se secuestraron unos 3.300 kilos de artículos de pirotecnia clandestinos.

Mar del Plata: se secuestraron unos 3.300 kilos de artculos de pirotecnia clandestinos.

Santa Fe

Tres fiestas clandestinas donde se recibía el Año Nuevo, una de ellas con más de 500 concurrentes, fueron desactivadas durante esta madrugada en la ciudad.

La más importante se desarrollaba en el denominado paraje El Chaquito, situado al norte de la capital de la provincia, donde agentes policiales interrumpieron una reunión en la que había más de 500 personas y no menos de 200 vehículos, en una playa.

En ese sitio, las autoridades ya habían detectado varias fiestas en lo que va de la pandemia pero se siguieron repitiendo, incluso con equipos de luces y sonido y venta de bebidas alcohólicas.

La ronda policial se había iniciado en un local ubicado en Arzeno y Pasaje Público, donde personal del Comando Radioeléctrico concurrió por una denuncia al 911 y se encontró que había una reunión con alrededor de 250 personas.

También en la ciudad de Santo Tomé, la policía tuvo que desarticular una fiesta que se desarrollaba fuera de las normas sanitarias, en la intersección de las calles Roverano e Hipólito Yrigoyen, donde se encontraba “un grupo muy importante de personas”.

En todos los casos, los agentes que actuaron dieron aviso de lo sucedido a las autoridades en turno del Ministerio Público de la Acusación (MPA), en cuya esfera se iniciaron acciones judiciales.

Ciudad de Buenos Aires

Centenares de jovenes se reunieron en plazas y parques de la Ciudad sin tapabocas ni distanciamiento social para celebrar el Año Nuevo, por lo que fueron desalojados sin que se produzcan incidentes, informaron fuentes del gobierno porteño.

Desde la madrugada bomberos, guardaparques, personal de limpieza, agentes comunales y policiales recorrieron las plazas y parques donde centenares de jovenes celebraron el nuevo año, muchos de ellos con bebidas alcohólicas, sin tapabocas y sin respetar el distanciamiento necesario para prevenir la pandemia de coronavirus.

Las mayores concentraciones tuvieron lugar en Parque Chacabuco, Parque Saavedra, Plaza Arenales, Parque Avellaneda, y Plaza Monte entre otras

Si bien agentes policiales “trabajaron en la disuasión y en la concientización”, muchos jovenes no respetaron las medidas de prevención y llevaron bebidas alcohólicas, heladeras y escucharon música a todo volumen, sin distanciamiento social.

En el caso de Parque Saavedra, la policía recorrió con megáfonos el predio para disuadir a los jóvenes pero en pocos casos lo consiguieron.

La Policía de la Ciudad aseguró que “salvo algún incidente puntual no hubo problemas en general” y que “mucha gente “se fue yendo de los lugares entrada la madrugada”.

Una vez que los jovenes se retiraron quedó un tendal de residuos esparcidos en la plazas y parques como botellas de plástico y latas , entre otros elementos, por lo que personal de limpieza procedía a su recolección.

Fuente: https://www.telam.com.ar/notas/202101/540280-fiestas-clandestinas-ano-nuevo.html