Una mujer de 58 años fue encontrada este miércoles asesinada, aparentemente de un golpe en la cabeza efectuado con un ladrillo, en la capital tucumana y por el crimen detuvieron a tres sospechosos, informaron fuentes judiciales.

La víctima es Graciela Ramos (58), quien residía en situación de calle junto a un hijo de 20 años, detrás de unos galpones ubicados junto a las vías del tren, en Marco Avellaneda y Córdoba, de San Miguel de Tucumán.

Fuentes judiciales informaron a Télam que la mujer fue hallada muerta cerca de las vías, con un golpe en la cabeza y a su lado un ladrillo con manchas que podrían ser de sangre, por lo que los pesquisas creen que ese elemento sería el arma homicida.

A su vez, la víctima tenía sus pantalones bajos, aunque a simple vista los médicos no advirtieron signos de abuso sexual, lo que será esclarecido a partir de los resultados de la autopsia.

De acuerdo a las fuentes, el hijo de la mujer relató que él salió el martes del sector de galpones y cuando regresó este miércoles encontró a su madre muerta, por lo que llamó al 107.

“Por el hecho hay tres personas aprehendidas y mañana (por el jueves) se hará la audiencia de formulación de cargos”, explicó el fiscal Ignacio López Bustos, de la Unidad Fiscal de Homicidios I, a cargo de la causa.

El fiscal contó que, de acuerdo al relato del hijo de la víctima, en otro galpón abandonado que está ubicado en la zona viven varias personas con las que habían mantenido conflictos debido a que tenían intenciones de apropiarse del espacio que era habitado por la mujer fallecida y su hijo.

Fuente: https://www.telam.com.ar/notas/202012/539515-asesinato-femicidio-tucuman.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *