La vicecanciller británica Wendy Morton dijo que "este es un gran logro para las Islas"

La vicecanciller britnica Wendy Morton dijo que “este es un gran logro para las Islas”

El Gobierno nacional alertó que el Reino Unido apartó “ilegítimamente” a la Argentina del proceso de desminado en las Islas Malvinas, en una “nueva violación” a la resolución 3149 de Naciones Unidas, que insta a las partes a abstenerse de ejercer cualquier acción unilateral en los territorios en disputa.

Así lo expresó el secretario de Malvinas, Antártida y Atlántico Sur, Daniel Filmus, tras conocerse el anuncio del Gobierno británico sobre que el usurpado archipiélago finalmente está libre de minas terrestres, a 38 años de finalizado el conflicto bélico entre el Reino Unido y Argentina por la soberanía de las islas, durante el cual se colocaron miles de artefactos explosivos.

“Para la República Argentina este proceso debió hacerse en forma conjunta. De hecho a partir de los acuerdos por canje de notas que bajo fórmula de soberanía hicieron Argentina y Reino Unido, en octubre de 2001 y en agosto del 2006, se acordó un estudio de factibilidad para la remoción de las minas antipersonales”, en Malvinas, explicó Filmus, en declaraciones a Télam.

El funcionario de la Cancillería recordó que ese estudio de factibilidad fue “aprobado por ambos Gobiernos y presentado en la Octava Reunión de Estados Parte de la Convención de Ottawa”, celebrada en Jordania en 2007.

Sin embargo, en el 2009 y “sin previo aviso” el Reino Unido decidió “no cumplir con los compromisos que había asumido” y encarar “ilegítimamente” las tareas de desminado “por su cuenta, sin la participación de la Argentina” detalló Filmus, decisión que, juzgó, “viola claramente la Resolución 3149 de Naciones Unidas, que dice que cualquier hecho que se haga en un área en disputa debe realizarse en acuerdo con la contraparte”.

En ese sentido, recordó que esa resolución, desconocida por parte del Reino Unido, abarca “desde la pesca ilegal, hasta la explotación de hidrocarburos, la instalación de la base militar británica en las Islas y el desminado”.

Desde 2009, la Argentina viene presentando en cada reunión anual de la Convención de Otawa su queja formal por la decisión unilateral del Gobierno británico de avanzar en el proceso de desminado sin la participación argentina, protesta que volverá a hacer en la próxima reunión del organismo que comienza el lunes próximo, aseveró el secretario Filmus.

De hecho, puntualizó, “este mismo año cuando el Reino Unido anuncia la presentación del informe final de desminado en las Islas, la Argentina ofrece la posibilidad de hacerlo en forma conjunta para que este informe sea también constatado por la parte argentina, pero aún no tuvimos respuesta”.

“Hay dos mandatos muy claros de la ONU que esta desconociendo el Gobierno británico: la resolución 2065, que indica que la única forma de solución permanente y pacífica del diferendo por la soberanía es el dialogo bilateral, que el Reino Unido desconoce desde el 1982; y la resolución 3149 que pone en condición de ilegitimidad, tanto la base militar como la explotación de recursos naturales y, en este caso, también el desminado”, insistió Filmus.

Por último, sostuvo que la Argentina “aspira a que la evaluación final pueda hacerse en forma compartida y de esta manera cumplir con el objetivo humanitario que tiene el desminado y a que el Reino Unido escuche el llamado de la ONU y de prácticamente todos los países del mundo para que reinicie las negociación por la soberanía” de las Islas Malvinas.

En un comunicado emitido hoy, las autoridades británicas indicaron que la remoción de las minas colocadas durante el conflicto en 1982 implica que el Reino Unido “ya ha cumplido sus obligaciones establecidas por la Convención sobre la prohibición de las minas antipersonales”.

Según se informó, las Malvinas serán declaradas oficialmente libres de minas terrestres el 14 de noviembre en una celebración local, donde los isleños marcarán el momento con la detonación de la última mina y el corte de las barreras que finalmente reabrirán su acceso a las playas.

En declaraciones a la prensa, la vicecanciller británica Wendy Morton dijo que “este es un gran logro para las Islas”, y anunció que se le rendirá un homenaje al equipo de desminadores.

El desminado que comenzó en 2009 fue realizado por un equipo de Zimbabue, bajo supervisión británica.

Fuente: https://www.telam.com.ar/notas/202011/533967-islas-malvinas-minas-terrestres-gobierno-britanico.html